Un proyecto que empezó con mucho corazón cuando Mohamed, un niño de la aldea de Madina, pidió ayuda para conseguir un uniforme y poder así acudir a la escuela. En el país más pobre del mundo en el que el 85% de la población es analfabeta decidimos luchar contra corriente y revertir la situación del colectivo infantil:

  • Acceso a la educación primaria
  • Refuerzo escolar
  • Alimentación
  • Acogida y apoyo en el desarrollo
  • Atención dental a través de Les 1001 Dents-Madina

¿Nos ayudas?